Hugo Hernández

ALTAMIRA, Tam. – Ya es un año de que el Tribunal de Justicia en el Sur de Tamaulipas permanece cerrado, imposibilitando todos los casos que existen, por lo que abogados efectuaron una marcha para exigir la apertura de las instalaciones.

No sólo litigantes, sino también padres y madres que tienen un juicio en lo familiar, realizaron un recorrido, partiendo de la Avenida Tampico – Altamira y Dr. Burton E. Grossman hasta el Palacio de Justicia, con la idea de ser escuchados.

“Fuera el presidente del Supremo Tribunal de Justicia de Tamaulipas, nos cerró los juzgados civiles desde hace un año, demandamos su reapertura, no se nos hace justo lo que está haciendo pues en todo este tiempo no han implementado las medidas sanitarias al interior de los juzgados”, exclamaban los abogados.

Al respecto, Aracely Angulo, abogada y quien representó a la comitiva, hizo referencia que el cierre de los juzgados civiles imposibilita el desarrollo de los procesos a nivel zona conurbada, sin que exista una fecha para su reapertura.

Externa que en la marcha los acompañan hombres y mujeres que son afectados con las decisiones del Tribunal: “son hombres y mujeres que quieren ver a sus hijos y el lugar que pueden hacerlo son las citadas oficinas (Centro de Convivencia Familiar), ya que siguen un proceso en lo familiar”.

Lamenta que el presidente del Supremo Tribunal de Justicia del Estado de Tamaulipas, Horario Ortiz Renan, no haga caso a las peticiones de los litigantes y de los padres de familia – dijo – “hemos enviado infinidad de oficios sin respuesta. El proceso es lento, y necesitamos una respuesta”.

Sin duda, destaca que sus honorarios son cubiertos por las partes demandantes, pero, requieren de la resolución de los mismos, en virtud a que existen casos que tienen varios años.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí