Excelsior

MONTERREY, NL .- Las autoridades de Nuevo León investigan el asalto a mano armada que sufrió el jugador argentino Rogelio Funes Mori en su propia residencia, ubicada al sur de Monterrey.

De acuerdo con las primeras investigaciones cuatro hombres encapuchados y vestidos de negro ingresaron a su domicilio y tras someterlo a él y a su familia los despojaron de unos 500 mil dólares en joyería lo que equivale a unos 10 millones de pesos.

Según una fuente allegada a la investigación, los presuntos delincuentes habrían ingresado al domicilio por la parte trasera del fraccionamiento privado que colinda con un terreno baldío.

Funes Mori estaba en el área de comedor junto con su esposa cuando fue sorprendido por los hombres que los sometieron a punta de pistola.

Al momento de los hechos también estaban los hijos del jugador que junto con la esposa fueron encerradas en una recamara.

Posteriormente, llevaron a Funes Mori a la segunda planta de la casa en donde lo obligaron a abrir la caja fuerte para llevarse un lote de joyería.

Entre las joyas que le robaron está un reloj de la marca Rolex, unos aretes de diamantes, un brazalete también de diamantes, diversos relojes y joyas de la marca Cartier y cadenas de oro.

Los hechos se registraron la noche del domingo en la residencia del futbolista la cual está ubicada en la colonia privada Club de Golf La Herradura.

En los sucesos ni el delantero de los Rayados ni su familia sufrieron lesiones y fue él mismo quien realizó el reporte al 911 y a la caseta del exclusivo sector que se ubica por la Carretera Nacional.

Tras el asalto que sufrió el jugador se presentó a su entrenamiento en el Barrial.

Los Rayados enfrentarán este miércoles a León dentro de la jornada 3 del Guardianes 2021.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí