Yahoo Noticias

LOS ÁNGELES, Cal.- En 2019 Camila Cabello se enfrentó a la primera crisis grave en su hasta entonces impoluta imagen pública cuando salieron a la luz una serie de publicaciones que había realizado con 15 años en su antigua cuenta de Tumblr, en las que utilizaba un lenguaje con connotaciones racistas. Se trataba de memes que incluían bromas con tintes xenófobos o que perpetuaban estereotipos negativos de la comunidad afroamericana, mexicana o asiática.

En aquel momento, la cantante se disculpó asegurando que, por mucho que lo deseara, no podía viajar atrás en el tiempo para cambiar lo que había hecho, pero sí podía esforzarse más para crecer como persona, y eso es lo que se propuso lograr acudiendo a unos encuentros organizados por la asociación National Compadres Network, que se definen como ‘sesiones de curación racial’.

“Te corrigen, te ponen una tarea para casa y aprendes. Así es como evolucionas. Ahora tengo un mayor conocimiento, así que puedo actuar mejor”, ha explicado Camila a la revista People, reconociendo que aquella fue la primera ocasión en que tuvo que responder realmente por sus actos ante otras personas.

En el marco de aquellas reuniones semanales, Camila tuvo la oportunidad de conocer las experiencias de otros y preguntarse cómo podría ayudar ella a quienes dedican sus vidas a desmantelar sistemas que oprimen a comunidades enteras. La respuesta a esta pregunta ha sido el proyecto Healing Justice, que ha creado en colaboración con la fundación sin ánimo de lucro Movement Voter Fund y que ofrece préstamos a organizaciones que apoyan a personas de color, al colectivo LGBTQ+ o que fomentan el liderazgo entre los más jóvenes para cubrir seis meses de ayuda psicológica a sus empleados.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí