Hugo Hernández

ALTAMIRA, Tam. – Las ventas en la ciudad se han desplomado hasta un 70 por ciento en las últimas semanas derivado a las obras que se desarrollan en el primer cuadro, lo que perjudica de manera notable los pagos, así como adquirir mercancía para el siguiente periodo vacacional.

Luis Pinete Gutiérrez, presidente de la Cámara Nacional de Comercio Servicios y Turismo de Altamira, manifestó que pese a que han echado mano de varias herramientas como las redes sociales para promover sus productos y ofrecer promociones, sin embargo, esta estrategia de poco les ha servido.

Y es que, las obras que se están realizando en las calles principales del municipio han sido un impedimento más para aumentar sus ventas, pues al estar cerradas, los clientes prefieren no pasar por la zona centro, por temor a sufrir algún accidente.

Explica que si bien se están preparando para la Semana Santa no hay muchas esperanzas de que incremente el flujo comercial, pues reiteró, la calle que más concentra comercios está cerrada y la ciudadanía no acude como lo hacía antes.

“Estamos sobreviviendo, sacando únicamente para los gastos diarios, para el pago de empleados, pegarnos con cerrar la calle donde ya no pasan los vehículos y tampoco la gente por temor a caerse porque son excavaciones profundas, esperamos que se cumpla la fecha prometida de entrega que será en mayo”, finalizó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí