La Prensa

NEZAHUALCOYÓTOL, Méx.- Un delito relacionado con el crimen organizado fue cometido en contra de un hombre, a quien tras privar de su libertad, torturar y asesinar, colocaron su cuerpo en un costal y bolsas de plástico y en los momentos en que un sujeto arrastraba el cuerpo para abandonarlo sobre la calle de la Colonia Benito Juárez fue descubierto por policías municipales, por lo que fue detenido.

Los encargados de las investigaciones presumen que el asesinato fue cometido por alguna venganza relacionada con grupos de la delincuencia organizada; sin embargo, serán los avances de las pesquisas los que determinen las causas reales por las que fue ultimado. Como parte de las pesquisas, agentes de la Policía de Investigación interrogan al individuo que arrastraba el cuerpo para conocer su grado de participación en el crimen.

Los reportes policiacos señalan que la madrugada de domingo, algunos vecinos observaron que un sujeto arrastraba un costal y bolsas de plástico sobre la calle Organillero de la Colonia Benito Juárez de este municipio.

Debido a que al arrastrar el paquete iba dejando sangre, los testigos dieron parte a la policía. Fue frente a la casa marcada con el número 105 de la calle Organillero fue detectado el individuo por policías municipales, por lo que se acercaron para investigar.

Al revisar el costal y bolsas de plástico que arrastraba los policías municipales descubrieron que se trataba de un cuerpo humano, el cual estaba dentro del costal y bolsas de plástico.

Se trata de un joven de entre 22 y 25 años de edad, el cual estaba cubierto con un costal de plástico color blanco a la altura de la cintura, presentando a simple vista una lesión en la pierna del lado derecho al parecer producida por instrumento punzo cortante.

Del dorso hacia arriba, el cuerpo de esa persona estaba cubierto con una bolsa de plástico color negro alrededor con cinta plástica transparente. Debido a ello, los uniformados de la policía municipal procedieron a detener a la persona que arrastraba el cuerpo humano que estaba dentro de un costal y bolsas de plástico negras.

El implicado fue puesto a disposición del Ministerio Público de la Fiscalía de Homicidios, en tanto que peritos en criminalística, fotografía y medicina forense, se dieron a la tarea de realizar la inspección ocular.

Una vez que los investigadores recogieron toda evidencia que los lleve al esclarecimiento de este crimen, el cadáver fue trasladado al anfiteatro de la fiscalía de Homicidios, donde se continúa con las pesquisas.

En tanto, agentes de la Policía de Investigación interrogan al detenido a fin de conocer si hay más implicados en este crimen.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí