Perla Reséndez

VICTORIA, Tam.- El futuro de Morena no es bueno en Tamaulipas, luego que existieron venta de candidaturas y traiciones afirmó el diputado Rigoberto Ramos Ordoñez, quien se reincorporó a sus actividades legislativas.
“Es evidente que hubo venta de candidaturas, hubo traiciones al interior y soy insistente en que hubo una traición hacia el interior de Morena, a la esperanza que tenían los ciudadanos, es evidente que hubo dinero de por medio, porque vemos hoy candidatos, no solo en Reynosa sino en todo el estado y en el país que hubo candidatos a modo”.
Aclaró que no abandonará Morena, pese a no ser considerado como el candidato de su partido a la alcaldía de Reynosa, aunque cuestionó, “¿el corazón de Maki a quién va a apoyar, al PAN o a su hijo? ¿y su hijo, a quién apoyará a Morena o a su mamá?, es una traición doble que le van a hacer a los reynosenses”, señaló.
El legislador local, señaló que con este tipo de decisiones de la dirigencia nacional de su partido, quienes pagarán los platos rotos serán los ciudadanos, “porque hay intereses partidistas, no intereses para los ciudadanos”.
Apuntó que en las encuestas nacionales, de las 15 gubernaturas que se mencionaba, Morena tendría aseguradas nueve, hoy sólo aseguraría seis, “lo que significa que va cayendo poco a poco y al final de cuentas, en la culpa está llevando su penitencia”.
Ramos Ordoñez
Lamentó que el presidente esté metiendo las manos del proceso electoral, calificando los hechos como autoritarismo, luego que la imagen que se buscaba dar por parte del nuevo gobierno era una nueva imagen de democracia y apertura.
“El presidente hablaba que amor con amor se paga, es una evidente traición que le hacen a todos los morenistas en el país, entonces, cuál sería la respuesta que hay que darle al presidente, que le paguen con traición porque amor con amor se paga”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí